Entrevista con Juan Pablo Graña Director General de Descentralización y Participación Ciudadana

 ¿Cuáles son las expectativas de cara a las Elecciones Comunales?

Tenemos unas expectativas enormes dado que es la primera vez que se va a votar Comunas después de tantas idas y vueltas. Entendemos que es un gran avance en función de la participación del vecino, también un acercamiento por parte del funcionario. Está claro que las expectativas son muchas y muy buenas pero también sabemos que, al ser la primera elección de esta modalidad, el grado de incertidumbre es bastante grande.

¿Cómo fue el proceso de difusión de las Comunas?

Empezamos la campaña fuerte hacia los vecinos, en principio hacia adentro, desde que asumimos con el fortalecimiento de los CGPC colocando en los Centros los diferentes trámites que debían hacer los vecinos, de esta forma desconcentramos y le dimos conocimiento a los CGPC. Dotamos a los Centros de las condiciones técnicas necesarias para atender los reclamos de los vecinos. Ya, a fines del 2009, empezamos una campaña hacia afuera: en líneas de colectivos, radios, diarios, páginas de internet, subtes, carteleras en la vía pública; en definitiva, en todos los medios en donde pudimos pautar. En esta última etapa ya le agregamos el dato concreto de la fecha y acerca de qué es la votación, con una información más técnica. Por suerte al ser un tema de agenda mediática la difusión se vió favorecida.

¿Cómo piensa que funcionaron los Pre-Consejos Consultivos implementados desde el Gobierno de la Ciudad?

Lo que planteamos nosotros fue lo siguiente: como la Ley de Comunas establece la existencia de un Consejo Consultivo Comunal y la obligación de que el presidente de la Junta Comunal una vez asumida los cite, entendimos que era bueno generar un ámbito de debate de ideas que siente las bases del funcionamiento de lo que iban a ser los futuros Consejos. En realidad es una instancia que venía funcionando pero sin un marco normativo, ni una periodicidad y tampoco contaba con una convocatoria desde el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. En algunos casos fue conflictivo porque estaba la necesidad fuerte de debatir ideas, no nos olvidemos que en la práctica es una puesta en escena de lo que efectivamente va a pasar cuando se creen los Consejos. Desde ese punto de vista los Pre-Consultivos son una herramienta que está cumpliendo con su función de prueba. El hecho de que sistemáticamente cada 15 días en las 15 Comunas se haya hecho una reunión ha acercado a vecinos a participar en algunos casos, en otros casos luego de informarse decidieron no participar, o sea que la reacción fue diversa, incluso en algunos Pre-Consultivos se han formado comisiones de trabajo y se han redactado reglamentos de procedimientos de los cuales nos nutrimos.

En resumen, lo positivo lo vemos en haber generado un ámbito y una cantidad de reuniones en todas las Comunas sentando las bases de lo que efectivamente van a ser los Consejos Consultivos. Lo no tan positivo es que la cantidad de participantes fue dispar entre cada Comuna, nos hubiera gustado mayor participación pero de nuestra parte difundimos, invitamos y generamos el ámbito, después sólo queda la voluntad del vecino. Obviamente por el área en donde trabajo me gustaría que participe el 100 % de la Comuna en este tipo de ámbitos, siempre pensando desde las ganas.

¿Cree que la creación de los Consejos Consultivos es el aspecto más novedoso de las futuras Comunas?

La herramienta puede ser usada de distintas formas, entiendo que, en este caso, los Consejos Consultivos son buenos pero también sé que si bien la responsabilidad cívica está planteada tampoco tiene que existir un Consejo para que el vecino se acerque. Teniendo en cuenta que van a ser poderes ejecutivos colegiados en las Juntas Comunales, si fueran unipersonales sería distinto, me parece una experiencia inédita. El hecho que sea un Consejo Consultivo Comunal que tenga una relación directa, que aporte ideas con ida y vuelta con la Junta Comunal de carácter colegiado genera un combo novedoso a nivel político.

¿Cómo piensa que será la relación de las 15 autoridades Comunales con el Gobierno de la Ciudad, en caso de que la orientación política sea diferente?

Para eso la ley generó un ámbito que se llama Consejo de Coordinación Intercomunal que está integrado por los 15 presidentes de las Comunas y el Poder Ejecutivo Central, la idea es generar un espacio para coordinar políticas entre ambos. Incluso la misma Ley establece que no estamos dividiendo una ciudad en 15 ciudades diferentes, el criterio sigue siendo uno solo y el distrito es uno solo. Desde ese marco la interacción es fundamental y no debería tener que ver con los colores políticos. En ese ámbito se va a construir una matriz presupuestaria que va a incluir variables para la distribución del presupuesto. A mí no me parece un buen escenario generar un desequilibrio entre las comunas y en vez de que se genere una lógica de descentralización para acercar el Gobierno al vecino, se termine generando diferencias estructurales entre las comunas que después sean difíciles de equiparar solamente por tener Juntas Comunales de distinto color político.

¿Cree que le va restar poder de decisión al Gobierno de la Ciudad?

Yo creo que va a ir de forma articulada, me parece una lectura equivocada analizar esto como algo antagónico; está pensado y el espíritu es que ganen las dos partes, es decir, que se enriquezca el sistema democrático, la participación pero que no atente contra el principio de ciudad. Esto es lo que debería pasar si hay un comportamiento responsable de todas las partes. No creo que el debate deba pasar por licuar poder o concentrar poder.

¿Qué piensa que se va a votar en la elección; partidos tradicionales o representantes vecinales?

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires no se dictó, ni ley de partidos políticos ni código electoral, es decir se rige por el código nacional a la fecha de 1996, que fue cuando se sancionó la autonomía de la Ciudad, o sea que las modificaciones posteriores no impactaron sobre el código; por esa razón es que no hay internas abiertas en la Ciudad de Buenos Aires, es el punto por el cual hoy todo aquel que quiera participar en la elección Comunal tiene que hacerlo a través de algún partido político. Sé que en la Legislatura existen varios proyectos de Ley en torno a poder sancionar una Ley de Partidos Políticos y en esa lógica sería bueno que se avance en la creación de partidos que participen a escala comunal, siempre sin perder el espíritu de lo que se está haciendo. Existe una demanda en ese sentido. Igual me parece que hay que quitarle el mote peyorativo a lo que es un partido político, en algún punto seria un falso debate sostener que participar desde un partido vecinal es transparente y desde un partido político es más de lo mismo. Independientemente de eso hay que dar ese espacio porque la Ciudad es bastante grande y poblada como para que organizaciones vecinales que tienen un fuerte trabajo en la Comuna, una capacidad propositiva activa y no se encuentre involucrada en alguna de las propuestas de los partidos de la Ciudad, puedan presentarse.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s